El precio justo de un ebook

Buen día,

Me fascina la lectura y me encandila una buena biblioteca donde poder ver, tocar, oler los libros. Por eso, el mundo del libro electrónico no me atraía demasiado hace unos años. Ahora, le reconozco indudables ventajas: accesibilidad, durabilidad, fácil gestión biblioteca, disponibilidad inmediata, no ocupa espacio en casa, ecológico,… y ¿bajo precio? Veamos. Parece claro que los costes de imprenta, fotomecánica, encuadernación, distribución, punto de venta, almacenamiento o transporte desaparecen. Esto debería implicar una disminución notable del precio teniendo en cuenta que los derechos de autor siguen siendo un porcentaje. Bueno, pues todos sabéis que no es así. He ido a mi estantería y he cogido un ejemplar de “Los pilares de la tierra” de Ken Follet, en edición de bolsillo de Plaza&Janés, adquirido en Fnac en diciembre de 1997. Su precio fue de 1.401 pesetas (8,41 euros). Luego, he entrado en la Fnac a través de internet y he visto en su catálogo una edición de DeBolsillo por 10,40 €, y el ebook de Plaza&Janés por 9,49 €. Cifras muy curiosas ¿no? Tenemos un “bestial ahorro” de 1 € (10%). ¿Dónde ha ido a parar la reducción de costes? El librero se lleva menos; luego quien mantiene la misma situación es el editor. Si hablamos de publicaciones de actualidad de autores ya cotizados como “Prisionero del Cielo” de Carlos Ruiz Zafón, tenemos un precio en papel de 22,90 € frente a los 15,00 € del ebook. Es más se ha dado el caso de ebooks más caros que el libro papel. En España además tenemos otra peculiaridad: el libro en papel tiene un IVA superreducido del 4%, mientras que el ebook, no se sabe muy bien porqué,  está gravado con un 18%. Parece claro que las editoriales tienen la sartén por el  mango. No tienen interés alguno en el ebook, al menos de momento. Un auge definitivo del mismo llevaría al declive del papel y a entrar en un terreno de juego similar al de la industria de la música. No les interesa. Así, optan por mantener el precio alto alegando la existencia de la piratería, cuando conocen de sobra que ésta es consecuencia directa de los excesivos precios que ellos fijan. Hasta tal punto están dispuestos a mantener su status quo que el gobierno de EE.UU. detectó posibles pactos de precios de los ebooks entre Apple y cinco grandes editoriales, e interpuso hace unos meses una demanda antimonopolio. Se trataba de fijar precios no inferiores a 14,99 $ y firmar contratos de agencia con los libreros, entre ellos Amazon, con el fin de que no pudieran modificar los precios. Los editores ganaron con ese sobreprecio decenas de millones de dólares. Ahora tres de ellas han llegado ya a un acuerdo a la espera de aprobación por el Tribunal. Una vez conocido el asunto Amazon aprovechó la jugada y  anunció una bajada de precios. En Europa ha sucedido otro tanto de lo mismo, y la Comisión Europea negocia con Apple y cuatro editoriales un arreglo que ponga fin al presunto pacto de precios. Amigos, el dinero es el dinero. La cuestión es: ¿nos veremos finalmente beneficiados los usuarios con un precio más competitivo y asequible? Chi lo sa!

-123FIN-

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s